Sobre Casa Pueblo

 

Lo que conocemos hoy por Casa Pueblo comenzó bajo el nombre de Taller de Arte y Cultura (TAC) de Adjuntas en el 1980. Desde sus inicios, es una organización de autogestión comunitaria puertorriqueña de pueblo. Sus luchas incluyen la búsqueda del bien de la comunidad adjunteña y puertorriqueña, a través de la educación y acción social para la conservación de la cultura y de los recursos naturales. 

 

Inicialmente tres Jornadas Antimineras buscaban detener la explotación minera en la Isla —un proyecto del gobierno el cual dañaría ecosistemas amplios de gran importancia para la flora y la fauna destruiría cabeceras de cuencas hidrográficas y afectaría significativamente la actividad agrícola de la zona central del país, mientras dejaría sin hogar a cientos de ciudadanos, especialmente en los pueblos de Adjuntas, Jayuya, Utuado y Lares. 

 

Configurado inicialmente como un pequeño grupo de voluntarios, entre los que se destacan los cofundadores y líderes Tinti Deyá y Alexis Massol, Casa Pueblo es hoy día una organización de autogestión comunitaria con increíble resonancia nacional e internacional, destacándose con proyectos tales como su café Madre Isla, el Bosque del Pueblo, el Mariposario, el Bosque Escuela, la Galería de Arte, la Finca Madre Isla  y el proyecto Adjuntas Pueblo Solar. 

 

Desde 1985, la organización cuenta con una casona en el centro del pueblo de Adjuntas, la cual funge como sede y centro comunitario. Cuenta además con su propia estación radial, Radio Casa Pueblo, así como su Escuela de Música y un cine, todos operando por medio de su proyecto de energía solar.

 

Lo que comenzó como un taller de educación y lucha antiminera ha dejado como legado un proyecto de acción social que tiene el compromiso sostenido de apreciar y proteger los recursos naturales, culturales y humanos, no sólo de Adjuntas, sino de todo Puerto Rico, con conciencia y responsabilidad global.